Inicio Noticias [Infidelidad Política] La falsa oposición. Por Javier Vivas Santana

[Infidelidad Política] La falsa oposición. Por Javier Vivas Santana

Por Punto de Corte
Articulista de Punto de Corte, Javier Vivas Santana se encuentra preso en el Rodeo III
Caracas, 24 de noviembre de 2020

Venezuela se encuentra en una especie de cuadriplejia política en donde incluso tenemos una “oposición” que habla el mismo discurso del madurismo, al punto que éstos al carecer de voz en los medios de comunicación independientes, terminan siendo los propios “sistemas públicos” de televisión, radio y virtuales quienes dan cobertura a las parafernalias de un grupete de arribistas políticos, muchos de ellos hasta desconocidos en la calle en la cual viven, cuya síntesis discursiva está centrada en “abolir” sanciones, bloqueos y hasta de enjuiciar a otros opositores.

Esa mal llamada oposición presenta tres cabezas visibles que mitológicamente pudiéramos equipararlas a todas como parte de un dragón. O sea, actúan en un solo cuerpo aunque salga fuego de tres bocas, y cuyo fuego en vez de buscar quemar a quienes están en su contra, éste dragón se une con sus posibles verdugos, y si ello implica quemar a los suyos por salvar sus cabezas y cuerpo, está dispuesto hacer una traición semejante.

Así tenemos, que Claudio Fermín, Henri Falcón y Javier Bertucci en el ámbito de antigüedad de aparición política a sabiendas que las mal llamadas elecciones parlamentarias están plagadas de ventajismos, corruptelas y una enorme violación constitucional, porque incluso llegando a la fantasía de que éstos pudieran derrotar al madurismo – algo que no va a ocurrir en este caso – esa “asamblea” será un parapeto arrodillada a Miraflores en términos políticos, que sólo dará visos de una seudolegalidad para imponer el llamado “Estado Comunal”, asesinando con ello lo poco, por no decir casi nada, que aún queda de “institucionalidad”, como gobernaciones y alcaldías que seguramente serán barridas bajo el manto de la denominada “ley antibloqueo” que ha derogado de facto la Constitución de 1999.

De hecho, lo que hacen Fermín, Falcón, Bertucci y otros es terminar – cuales dragones del mal – de generar el poco fuego que les queda en lo político para terminar de desintegrarse en cenizas no solo porque entre ellos juntos ni siquiera alcanzan el 10% del electorado – aunque aparezcan encuestadoras fantasmas – sino porque si algo va a prevalecer en esta “elección” es una enorme abstención de parte de los sectores que adversan al madurismo, lo que terminará con legitimidad o sin ella, de afianzar al neototalitarismo en el poder con una bazofia discursiva de que el pueblo “los ha vuelto a elegir en una nueva victoria”, y por supuesto, con ello continuar hundiendo a Venezuela en una crisis cuyas proporciones políticas, económicas y sociales cada vez son de magnitudes indescriptibles.

Este oxigonio de “opositores” unido a un pequeño grupo de disidentes maduristas pelean por una botella vacía que solo tiene el líquido en los grifos de Miraflores. Lo que una seudo-oposición intente mostrar desde lo que será la segunda parte de una “constituyente” cuya “supraconstitucionalidad” sólo les sirvió en tres años para “aprobar una ley constitucional” que “legalizará” lo que venga en gana a la cúpula madurista en la antítesis de una democracia, y con más razón de un parlamento.

La seudo-oposición ha firmado la rendición recibiendo cual Judas unas monedas de plata, aunque la soga de su horca se encuentre en la entrada del hemiciclo que dicen van a “representar”. En lo sucesivo, la voz de éstos será como la de un perdido en el desierto, o alguien que en el medio del mar intenta sobrevivir aferrado sobre una tabla. Simplemente se han extinguido, y tendrán que ser llevados ante el infierno de la historia.           

Punto de Corte no se hace responsable de las opiniones expresadas en los artículos, quedando entendido que son de entera responsabilidad de sus autores.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados