Inicio NoticiasNacionales Exclusiva | ¡Muertes y desplazamientos! La guerra por la explotación de minas en Bolívar

Exclusiva | ¡Muertes y desplazamientos! La guerra por la explotación de minas en Bolívar

Por Nurelyin Contreras
explotación minas Bolívar

Caracas, 20 de abril de 2021.  Las alarmas por la explotación ilegal de las minas en el sur del estado Bolívar, se han encendido nuevamente, luego de que se registrara, en menos de un mes, una serie de asesinatos, ataques y ultimátum para desplazarse de lo que una vez, fue considerado por los indígenas, como las “tierras ancestrales”.

El 28 de marzo fue asesinado con un tiro en la frente, el primo del Cacique Pemón, en el municipio Sifontes de San Luis de Morichal, por presuntamente, haberse negado a abandonar sus tierras, luego de recibir varias amenazas por grupos irregulares armados, que habrían llegado a la zona desde hace más de un mes.

Un día después, el 29 de marzo, ocurrió el doble homicidio de una maestra junto a su esposo, en el sector Bajo Caura del municipio Sucre, tras sostener un discusión en la mina El Kino vía Puerto Cabello, con presuntos guerrilleros del ELN, que los habría mandado a desalojar la zona para tomar el control del terreno que habitaban.

En horas de la noche del 31 de marzo, se registró un ataque contra la sede de la DGCIM en El Callao, por presuntos integrantes de la banda delictiva de “El Toto”, que habría ejecutado el suceso en represalias contra los funcionarios por no poder cobrar los 15 kilos de oro que exigían por la liberación del exconstituyente del PSUV, Wuilhelm Torrellas, en el que fue asesinado el escolta del político.

En este ataque habrían resultado varios funcionarios heridos y trascendió que el grupo irregular acusa a Torrellas de ser «informante» de las autoridades.

El 1 de abril, un supuesto grupo armado, que se identifica como la «Base del Perú», que opera en El Callao, le dio un plazo de 78 horas a la administración de Nicolás Maduro, para enviar una comisión de Caracas al estado Bolívar, con el fin de tomar acciones en contra de los funcionarios policiales que presuntamente amedrenten a la población.

El 4 de abril, un adolescente de 17 años de edad, perteneciente a la etnia indígena Pemón, fue asesinado por presuntos mineros ilegales que se disputan el territorio en el municipio Sifontes de San Luis de Morichal, sector El Chivao del estado Bolívar.

Desplazados | De la devoción a la destrucción

El temor de los indígenas es tan grande, que prefieren denunciar los atropellos a los que son sometidos, sin revelar nombre, comunidad, etnia o lugar, tal y como ocurrió con uno de los que conversó con Punto de Corte, que asegura que desde que el año 2016, cuando la administración de Nicolás Maduro ejecutó el decreto del Arco Minero del Orinoco, han pasado de la devoción a la destrucción de sus tierras y tradiciones.

El decreto del arco minero del Orinoco trajo como consecuencias a las comunidades indígenas el deterioro y destrucción de sus tierras, bosques, faunas y la contaminación del majestuoso río Caura. Ahora operan grupos irregulares, imponiendo normas para tener el control de las minas en el Caura y algunos sectores del municipio Sucre”, dijo uno de los indígenas que habita en la entidad.

Con tristeza y nerviosismo a ser expuesto por las cámaras y lo que podría ocasionar su declaración, el indígena venezolano, asegura que los pobladores, campesinos y comunidades indígenas, se sienten “desprotegidos” por parte de la administración de Nicolás Maduro, ante la situación que ocurren diariamente en las minas, que ha logrado el desplazamiento de muchos de ellos, tras las constantes amenazas que reciben por los grupos irregulares y pranato que opera en la zona.

De acuerdo a la Agencia Para los Refugiados de las Naciones Unidas, (Acnur) y la Organización Internacional de Migración (OIM), hasta el último trimestre de 2020, alrededor de 4.500 indígenas waraos se habían desplazados de Bolívar a Brasil. 

Masacres Vs Complicidad

El diputado a la AN opositora, Américo De Grazia enfatizó que desde el año 2006, las “masacres” en el sur del estado Bolívar, “no se han detenido, por lo que podemos hablar, no menos de seis o siete docenas de masacres, cometidas por todos estos grupos armados y violentos, que operan en ese vasto territorio“.

De Grazia aseguró que la violencia que se vive en la zona “está orquestada, dirigida, manejada, inoculada, amparada por las Fuerzas Armadas y tienen dos organismos militares, que prácticamente la coordinan, que son: La Compañía Anónima Militar de Petróleo, Minería y Gas, así como la Corporación Venezolana de Minería”.

El dirigente político del partido Causa R, señaló que ambas empresas están, presuntamente, dirigidas por el ministro de Defensa de la administración de Nicolás Maduro, Vladimir Padrino López, “bajo la égida de lo que nosotros hemos llamado El Cartel de los Soles“, mientras que la  segunda línea, se encuentra dirigida por “pranes extraídos de la cárceles, puestos a manejar las minas, para que estos les rindan a cuenta, tanto de las minas de oro, diamantes y coltán“.

De Grazia ratificó que el sur de Bolívar, también operan “grupos terroristas, que son del ELN y la FARC, que a su vez, hacen trabajo o le operan en las minas, en materia de seguridad, al Hezbollah y Hamás. Adicionalmente, también les operan a Turquía, Rusia, China, Cuba e Irán“.

Vea el reportaje completo aquí:

¡Muertes y desplazamiento! La guerra por la explotación de minas en Bolívar – YouTube

Lea también en Punto de Corte:

Exclusiva | Infectólogo Moraima Hernández: La fórmula Abdala todavía (puntodecorte.com)

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados

Deje un comentario